Hola amigos,, hoy voy a relatar algo que me acaba de suceder hacer un par de horas atrás; como de costumbre y me levanto todos los días a las 6:00 a.m. para hacerle desayuno a mi esposo  que va a trabajar, él se va  a las 7:00 a.m. y cuando él se va yo regreso a la cama a seguir durmiendo, siempre todo había sido normal hasta ahora…
Estaba yo dormida y de repente sentí como si algo o alguien moviera la cama y  eso ocasionó que me despertara; eran las 9:00 a.m., abrí mis ojos  y no vi nada, -Estoy soñando- me dije a mi misma y volví a cerrar mis ojos, pero esta vez no estaba dormida solo cerré mis ojos, segundos después de cerrar mis ojos  de nuevo sentí ese movimiento en mi cama pero esta vez  fue como si algo se hubiese sentado a mi lado, no abrí mis ojos pero mi cuerpo experimento una sensación que no sabría cómo definir ni explicar, acto seguido; yo aun con mis ojos cerrados, sentí como si ese “algo” se bajara de la cama arrastrándose hacia los pies de la cama, ya no sabía que hacer por primera vez sentí tanto miedo que no sabía que hacer estaba  sumamente exasperada, no quería abrir mis ojos y lo que hice yo fue  moverme hacia el rincón de la cama pero sin abrir mis ojos, después de moverme hacia el rincón paro  por unos segundos  entonces yo iba a levantarme de la cama para salir corriendo de la habitación, pero ¡oh sorpresa!  nuevamente  sentí algo, ahora sentía como que tallaban la cama  de abajo hacia arriba sin parar como si algo o alguien tratara de limpiar algo de la cama, enseguida vino  a mi mente  un recuerdo, recordé que mi hija semanas atrás me  comento que estaba dormida y sintió  que su cama se movía  como si  temblara, dice que se sorprendió mucho pero que hizo caso omiso y pensó que solo se trataba de su imaginación y siguió durmiendo; pero mi caso era diferente en mi habitación había algo, pero como saber ¿qué?, me  arme de valor y abrí mis ojos de repente escuche un sonido aterrador como si alguien gritara no era un sonido muy fuerte, es decir nada que pidieran escuchar quienes no estuvieran en la habitación conmigo, estaba muy asustada me levante  y Salí corriendo de mi habitación y me dirigí a la sala encendí la televisión y me recosté en el sofá, estaba demasiado asustada mi corazón latía de tal forma que sentía que se me  iba a salir del pecho me sentí algo mareada y muy confundida  y aun preguntándome que fue lo que me paso y porque, esto duro aproximadamente media hora pero puedo jurar que fue una media hora eterna…

Christina Ag.